Mostrando los 7 resultados

Cuadros abstractos

La decoración con cuadros abstractos transmiten sensaciones de serenidad y tranquilidad. Estos combinan con cualquier estilo decorativo y resalta el espacio.
En nuestra web puede comprar cuadros abstractos de fantásticas trazadas y coloridos.

Modelos de cuadros abstractos:


La abstracción es sin duda una forma fantástica de transmitir pensamientos, ideas e incluso sensaciones pero de un modo diferente, que favorece la libre interpretación y fomenta la búsqueda de preguntas y respuestas para aspectos básicos de nuestra vida. La mejor forma de disfrutar de este estilo es a través de los cuadros abstractos, una forma sencilla de atraer las miradas y de aportar un toque de elegancia que tiene una gran capacidad para adaptarse a una enorme variedad de estilos decorativos.

Los cuadros abstractos, un contrapunto en tu decoración

El arte abstracto ha venido evolucionando desde el siglo XIX, y se considera que una de las primeras obras que comenzaron a marcar esta tendencia fue un impresionante cuadro de James McNeill Whistler titulado como “Nocturno en negro y oro: el cohete que cae”.
Esta obra se presentó en el año 1872, y hasta la fecha, la evolución del concepto de pintura abstracta ha avanzado de manera muy significativa, dando lugar a obras de numerosos artistas que han plasmado sus sensaciones y sentimientos en diferentes obras que sin duda han supuesto un antes y un después en el ámbito de la abstracción.
Se trata de obras que transcienden de la realidad, y crean un mundo mágico de sensaciones e impresiones sorprendentes donde la expresión del artista es algo muy personal, de la misma forma que también lo es la interpretación por parte del que está visualizando la obra.
Es importante tener en cuenta que el arte abstracto no comprende tan sólo la pintura, sino también la escultura y la música, otras dos formas de arte que, bien combinadas con los cuadros abstractos, ayudan a crear un entorno mágico y diferente.

Trucos para combinar los cuadros de estilo abstracto en tu hogar

No siempre es fácil combinar los cuadros abstractos con la decoración, pero lo cierto es que existen algunos trucos y consejos como los que vamos a detallar a continuación, los cuales os ayudarán a sacar el máximo partido a vuestra decoración:
  • Hay que tener en cuenta que, en siglo y medio, los cuadros abstractos han evolucionado de manera muy significativa, por lo que se puede intentar crear un entorno basado en un artista en concreto, en varios artistas de una misma época, o incluso crear una colección en la que intentamos mencionar los momentos que consideramos clave a lo largo de toda la historia de la pintura abstracta.
  • Recuerda que, aunque incorpores varios cuadros abstractos, no siempre todos van a relacionarse bien entre ellos, por lo que debes intentar combinarlos de manera que queden lo más equilibrados posible.
  • Hay cuadros abstractos que se prestan a llevar marco, mientras que otros, es mejor que vayan sin él.
  • Los cuadros abstractos tienen una gran capacidad para adaptarse a las diferentes estancias de la casa, por lo que quedan bien en los dormitorios, salón, comedor, baño, vestidor e incluso también en la cocina.
  • Las dimensiones del cuadro pueden ser determinantes a la hora de elegir el lugar donde se colocará, pero recuerda que jugar con el arte abstracto te permite una mayor libertad en estos aspectos.
  • Las obras abstractas se adaptan tanto a las composiciones simétricas como a las asimétricas, lo cual te puede dar mucho juego.